NUESTRO NIÑO O NIÑA INTERIOR

NUESTRO NIÑO O NIÑA INTERIOR
El niño interior simboliza nuestro ser emocional, que creció en un entorno familiar concreto, y a temprana edad, empezó a ser condicionado a través de la culpa, la crítica, el miedo, el rechazo y a partir de esas experiencias fue generando determinadas máscaras para sobrevivir a ese entorno.
Por lo general, nos desconectamos alrededor de los cinco años. Cuando éramos niños y las cosas iban mal, solíamos pensar que algo no funcionaba bien en nosotros, que, si pudiéramos hacer las cosas bien, nos amarían y no nos castigarían. Entonces comenzamos una guerra con nosotros mismos y cuando nos hacemos mayores rechazamos ciertas partes nuestras.
Es señal de que necesitás sanar tu Niño Interior si:
• Reaccionas de forma exagerada, pierdes los estribos o te sumes en la tristeza ante situaciones sin importancia, ahogándote en un vaso de agua, sin conseguir encontrar la salida.
• Tropiezas una y otra vez con la misma piedra, repitiendo conductas que no te convienen o interesan, cometiendo errores que creías ya superados o recayendo en ideas obsesivas…
• Te gustaría comunicarte mejor y que hubiera más armonía en tu familia, pero tus relaciones son explosivas y parecen hablar en distintos idiomas.
• Tu jefe o un compañero de trabajo te piden que corrijas o cambies la forma de realizar una tarea o te hacen una crítica y sientes que es una ofensa, te ofuscas y pones a la defensiva.
• Tienes dificultades para encontrar pareja, pero cuando matienes una relación amorosa, surgen los conflictos, entra en crisis, se rompe y vuelves a la soledad.
• Descuidas tu salud física, comiendo de forma desequilibrada, no descansando lo suficiente, llevando una vida sedentaria o siguiendo costumbres que perjudican tu organismo.
• Quisieras ganar más dinero o mejorar tu situación económica, pero sientes que no te lo mereces, no perseveras en tus esfuerzos o los auto-saboteas y tienes resistencias a lograr la prosperidad.
Es necesario que empecemos a hacernos íntegros y a aceptar cada parte. Tengas la edad que tengas, hay en tu interior un pequeño que necesita amor y aceptación. Cada edad que viviste está dentro tuyo, de tu conciencia y de tu memoria.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s